fb Bajo la Lupa: julio 2007

Bajo la Lupa


"Me describe la mirada, me describe el pensamiento, me describe la música en mis oídos, el palpitar de mi corazón y la fuerza de mi respiración, pero lo que mejor me describe es la forma en que contemplo mi mundo"





domingo, julio 29, 2007

De cumpleaños y de vacaciones



A poco no hay nada que nos guste más que los cumpleaños e irnos de vacaciones? Pues hoy estoy de fiesta por ambas cosas.

Hoy es mi cumpleaños…no tengo miedo decir la edad porque me gusta cómo me siento. Cuando era niña decir 35 me parecía toda una vida, pero ahora que los tengo veo que no es para tanto. Me siento joven e incluso con muchas de mis amigas, a veces solemos decir que nos vemos como “chavas”, la imagen que solíamos tener de una mujer de 30 en nuestra infancia era, la típica señora que usaba vestidos que le aumentaban la edad y llevaban cabello corto sin forma.
Creo que las mujeres de nuestra generación no hemos permitido que eso suceda y eso ayuda mucho en nuestra autoestima y en sentirnos jóvenes empezando a recibir los 40 con gusto.
Lo que me gusta, y como dije en el post anterior, es que además de sentirme joven sé que puedo de pronto detenerme y evaluar las cosas que he hecho y plantearme las que haré no solo poniéndoles la razón de la madurez sino también el corazón y el impulso de la juventud. Me siento lista para avanzar, caer mil veces pero volver a levantarme, no soy perfecta para hacer las cosas siempre bien ni para sentirme de buen humor eternamente pero me sobran ganas, así que vengan esos 35!!

Y antes de irme de vacaciones (aunque solo sean 4 días) y como hoy todo se vale, aquí les va un pedazo de pastel de mi sabor favorito: Chocolate!





Los invito a leer el hermoso post que me dedicaron en WUB:


http://worldub.blogspot.com/2007/07/special-greetings.html





Foto Principal del Post: Wendy Time - Hamka Hatta
Música: Come il Mare - Massimo Di Cataldo

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 5:51 a. m. 32 han enfocado su lupa

jueves, julio 26, 2007

Respira


Dentro de poco tendré 35 años, mi padre dice que los empecé a vivir el día que cumplí 34 y que ya empezaré a vivir mis 36...se oye todo tan apresurado, que quisiera remontarme a los años en que los días parecían muy largos, en que los períodos escolares duraban siglos y en que festejar un nuevo cumpleaños se sentía como algo eterno en llegar de nuevo.
De pronto, llega un momento en que el tiempo se empieza a ir como arena entre los dedos y al percatarme de eso empiezo a detenerme como sostenida sobre la línea de mi vida para mirar hacia atrás y evaluar si mi vida es lo que he querido que sea, de alguna manera creo que sí, pues todo lo que tengo hoy es consecuencia de las cosas por las que trabajé y luché, pero a veces el mundo también te cambia un poco el escenario y de pronto te encuentras girando hacia el otro lado de la rueda.
Mentiría si dijera que no me arrepiento de algunas cosas, de algunas decisiones y de actitudes que con los años fueron cambiando en mí, pero a la vez tuve cosas muy buenas gracias a algunas de esas decisiones que el arrepentimiento no significa precisamente lamento, al menos no para mí.
Es verdad que he pensado que de tener una nave del tiempo me remontaría hacia tiempos y personas a las que les diría cosas que por prudencia, temor o por miedo a no vencer el llanto no dije, me guardaría mucho menos los sentimientos y movería ciertos hilos en el tiempo que me permitieran apreciar cosas o momentos a los que no les di importancia, los reviviría como si fueran un platillo que se come lento. Hace tiempo lo soñé, me vi sentada en mi pupitre, así tal como soy ahora y miraba a mí alrededor y veía a mis compañeros de colegio como si no hubieran pasado los años, sentí el poder de tener la oportunidad de cambiar cosas como si solo moviera las fichas de un juego de mesa.
Desde el domingo y tras ver una película, he tenido más necesidad de hacer locuras, de aventurarme, de intentar por las cosas sin cuestionarme si resultarán o no, de festejar navidades cuando no lo son, de dar regalos sin que sea un aniversario, de que me traten como reina sin que sea mi cumpleaños, de cantar alto y bailar en el momento en que me plazca sin importar donde este, de respirar, no solo aire sino también sentimientos y emociones.


Música: Breathe - Anna Nalick
Foto: Untitled - Klaipeda

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 4:26 p. m. 33 han enfocado su lupa

lunes, julio 23, 2007

Vértigo




Se dice que sentir envidia es malo, pero yo envidio a las personas en los parques de diversiones que hacen fila una y otra vez para subirse a las montañas rusas (roller coaster) más altas y complejas. Disfrutan la sensación de vértigo en su estómago, el ir y venir, el estar de cabeza y el correr a alta velocidad, el dejarse caer de grandes alturas…yo solía ser una de ellas.
Me gustaba la sensación de peligro, cerrar los ojos y solo sentir la caída, nunca pude gritar realmente porque me daban ataques de risa pero aun así la sensación era extraordinaria, la adrenalina pura y la libertad única.
Poco a poco empecé a tener miedo, empecé en los puentes peatonales, me extrañó darme cuenta que de pronto me ponía tensa cruzar de un lado a otro, el espacio me parecía angosto y si miraba hacia abajo sentía que perdería el paso y caería sobre los coches. Después me sucedió subiendo un cerro, estaba ya casi en lo alto cuando giré mi cuerpo y quede de frente a la nada, empecé a temblar y lo único que quise hacer fue bajar, pero aunque lo hacía por la misma vereda por la que había subido, sentía que en cualquier momento tropezaría y me iría rodando hacia abajo.
Después le siguieron las montañas rusas, estábamos hace unos cinco años en Sea World de San Antonio, Tx haciendo fila para subir al Steel Eel, era la primera montaña rusa que disfrutaríamos en nuestro recorrido y yo no imaginaba que sería la última para mí. Todo empezó bien, de pronto comenzamos a subir lentamente y al llegar a lo alto creí desmayarme cuando por unos cuantos segundo pude ver la ciudad entera, aun no me daba tiempo de respirar profundo cuando la primera y gran caída de casi 46 metros (150 ft) en un ángulo de 60 grados vino de golpe, sentía que mi cuerpo flotaba con una fuerza que no bastaría el cinturón en mi pecho para sostenerme y salir volando directo al infinito (o más allá), las siguientes caídas fueron mas bajas pero no lo suficiente como para considerarlas nada, así que al bajar de mi tren salí decidida a no volver a subir a ninguna montaña rusa, la risa me ganaba pero los nervios me mataban. Desde entonces no he vuelto a subir a una sola montaña rusa a menos que sean los típicos carritos que corren veloces pero que no te provocan el más mínimo miedo.
Debo confesar que odio esta parte de mi, que muchas veces he intentado vencer el miedo y recuperar la valentía que tenía antes y muchas veces me he salido de la fila cuando estoy a punto de subir al juego, y no me gusta, siempre me arrepiento al momento de subir y siempre me arrepiento al momento de volver a casa y comprender que una vez más no lo logré.
La próxima semana volveremos a Sea World y tengo una necesidad enorme de treparme en una de esas montañas y gritar, y reír, y sentir…pero no sé si esta vez lo lograré.




Foto: roller coast - Teresa Au Yeung

Música: Vertigo - U2

Etiquetas: ,

Escrito por Patricia a las 1:27 p. m. 21 han enfocado su lupa

viernes, julio 20, 2007

Patty Potter?

Viendo que Harry Potter está en boca de todos y para festejar la salida de su último libro vamos a alucinar un poco (para quienes no entiendan de que hablo pueden usar las ligas):

Me gusta eso de ser bruja. Como los Weasly, creo que de niña fui una bruja pobre pues mi madre tenía que confeccionar mi traje y a pesar de que lo hacía de manera muy improvisada me gustaba el resultado. Mi sombrero era alto y mi capa aunque era de buena calidad, tenía que decorarla con elementos de bajo costo pero que la hacía lucir algo llamativa.
Al llegar a Hogwarts fue difícil definir a que casa pertenecería, pues el sombrero estaba entre Hufflepuff y Gryffyndor, pero finalmente me ubicó en esta última pues sus características (valor, coraje y lealtad) iban más acordes a mi personalidad. ¡Cómo me hubiera gustado haber pertenecido al equipo de Quidditch!, pero eso de volar en la escoba no se me daba muy bien, me gustaba pero apenas miraba un poco hacia abajo todo me daba vueltas, perdía la concentración y caía de un plomazo en el piso, el caso es que tuve que conformarme con ser aficionada solamente y disfrutar los partidos desde mi balcón. Cuando tuve más práctica con la escoba me gustaba viajar veloz sobre la ciudad sin que nadie notara que algo raro merodeaba más alto que los árboles.
Me viene bien eso de ser bruja, aunque no sé de dónde lo saque pues mis padres aparentan ser dos tradicionales muggles y mis hermanos, a menos que lo oculten, también son un trío de muggles comunes y corrientes que parecían no entenderme mucho en mi infancia, me miraban creyendo que estaba algo loca y, aunque los años han pasado, creo que le han transmitido esa idea a sus hijos ya que nunca han faltado comentarios acerca de esta tía loca que tienen., pero aquí entre nos, veo en algunos de ellos habilidades mágicas como las mías.
Tal vez por esa razón, al cumplir los 17 y salir de Hogwarts tuve que empezar a comportarme más como una muggle para que la gente no se anduviera hablando a espaldas mías., pero finalmente uno es lo que es y la verdadera personalidad siempre sale a flote.

+++++++

Ok, vamos en serio, eso de la pottermanía me gusta, he empezado a leer los libros y aunque de pronto tengo una ansiedad por saber que pasará en el último, me contengo y prefiero esperar a leerlo…mi anterior historia encierra algo de verdad, aunque aplicado a Hogwarts, brujos y muggles, pero si yo estuviera dentro de ese libro de J.K. Rowling mi personaje sería así como Nymphadora que cambia de apariencia repentinamente (¡que bien me vendría eso y cuanto ahorraría en tintes!), lo de caer en la escoba hubiera sido algo habitual en la escuela pues en mi época de estudiante solía caer de las escaleras por bobear hacia abajo y perder algún escalón (Harry no es el único con cicatrices) y eso de ser algo loca también se me da, aunque hubo una época en que me contuve un poco y me volví algo introvertida, pero un día todo regresó a la normalidad, mi normalidad.
Si quieres saber a que casa pertenecerías consultalo aquí:
http://www.potterincantatem.com/Quizzes/hogwarts_quiz.htm
Música: Harry Potter Theme - John Williams

Etiquetas: , ,

Escrito por Patricia a las 6:32 p. m. 30 han enfocado su lupa

martes, julio 17, 2007

Moraine Lake


Cuando quiero detener el tiempo me transporto a este sitio, basta con cerrar los ojos y empiezo a respirar el aire puro de sus montañas. Muchas veces me alegra haber estado ahí cuando todos se habían marchado, pudiendo disfrutar de su belleza sin turistas haciendo tumulto alrededor, otras veces me reprocho no haberme quedado más, creo que nunca me parecerá suficiente haber estado una tras otra vez en ese lugar.


La última vez, recuerdo que mientras me marchaba caminaba de espaldas como no queriendo perderme lo que mis ojos veían, como queriendo grabarme ese momento para siempre, extrañando ese lugar aun antes de partir.


Cuando necesito alejarme del mundo, acudo a su recuerdo, al lago reflejando las montañas que lo rodean, a las rocas donde me sentaba para contemplarlo, al aroma de su naturaleza, al silencio que imperaba cuando no había nadie. Moraine tan inmenso y yo tan pequeña, pero no importaba, me gustaba la sensación de que a su lado yo era diminuta pero que a la vez podía sentir tanto.




Nunca será suficiente, tendría que regresar una y otra vez, cada vez que lo necesitara, pero mientras tanto debo conformarme con cerrar los ojos para tenerlo de vuelta, para ver sus montañas reflejadas y entre ellas, yo de pie en una roca queriendo absorber ese instante, deseando que durara eternamente.



Lo que mi vista disfruta: Moraine Lake - Xavier Sánchez
Lo que mis oídos disfrutan: Reflections of Passion - Yanni



Nuevo Post en "El Diario de Diego"

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 11:23 p. m. 23 han enfocado su lupa

lunes, julio 16, 2007

World United Bloggers


La semana pasada recibí una invitación a la que no me pude negar, ya que se trataba de participar como miembro en un blog creado por Sharm, un chico egipcio interesado en unir razas, lenguas e ideologías para demostrarle al mundo que las diferencias a veces nos pueden unir.


Así que como mexicana pondré mi granito de arena para alzar una voz en pro de la paz, tal vez pocos nos lean o tal vez lleguen a ser tantos que podamos hacer algo mejor por este mundo del que hemos abusado mucho.


Ya es hora de demostrarles a los líderes de este mundo que las diferencias entre nosotros no tienen porque hacernos enemigos.


Los invito a este Blog denominado como Bloggers Unidos del Mundo (World United Bloggers) y a leer mi primer post en él titulado Gente:
http://worldub.blogspot.com/2007/07/gente-people.html
Música: Gente - Laura Pausini

Etiquetas: ,

Escrito por Patricia a las 5:26 p. m. 15 han enfocado su lupa

viernes, julio 13, 2007

"...esa amante inoportuna que se llama soledad"



No sé cuantos post de temas muy diferentes he empezado a escribir y todo se queda a medias, llevo un par de días en los que parece que mis pensamientos e ideas no se llevan bien con la necesidad de transmitirlos, ¿será lo mismo que les pasa a los escritores importantes cuando de pronto se bloquean y empiezan a parecer como locos estirándose el cabello, caminando sin rumbo por doquier y fumando uno tras otro cigarrillo?.
Cuando esto me pasa, empiezo a recurrir a imágenes que me digan algo, a música que exprese sentimientos similares a los míos y así es como un día me encuentro con Eros, otro con Sanz y en esos días más raros resurge Sabina en mis oídos. Como hoy, cuyas palabras me parecen tan sabias, cuyas frases parecen tan mías con la diferencia que difícilmente tengo la magia en mis letras para expresarlo como él lo hace.

“Algunas veces vuelo y otras veces me arrastro demasiado a ras del suelo…”

“Algunas veces vivo y otras veces la vida se me va con lo que escribo; algunas veces busco un adjetivo inspirado y posesivo que te arañe el corazón…”

Y luego viene esa parte que me llega aun más y que describe la forma en cómo mis ideas, pensamientos y necesidad de transmitirlos se van convirtiendo en uno solo:

“Y algunas veces suelo recostar mi cabeza en el hombro de la luna y le hablo de esa amante inoportuna que se llama soledad…”

¡Que cierto es!, a veces viene bien confiarle a la luna y es cuando recuerdo las veces que lo hacía con mi libreta y pluma en mano y empezaba a llenar hojas con escritos raros que luego iban tomando forma aunque hoy me cueste entenderlos o incluso, revivir el sentimiento que me hizo escribirlos gracias a esa "amante inoportuna".
Hoy pensaba compartir uno de ellos pero como en ese entonces no los escribía para compartir y más bien los guardaba bajo llave, aun me cuesta un poco sacarlos a la luz, tal vez un día de estos.
Foto: Office Toys - Richard Best
Música: Que se llama soledad - Rosario Flores

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 6:41 p. m. 19 han enfocado su lupa

martes, julio 10, 2007

Héroes


“¿Qué héroe te gustaría ser?” ¿A poco no es esa una pregunta común de cuando éramos niños y soñábamos con ser la mujer maravilla, el hombre nuclear o superman? Hoy en día las cosas han cambiado mucho, los héroes modernos parecen ser tan comunes y corrientes como cualquiera de nosotros pero con alguna habilidad que los hace diferente y resulta que no son tan invencibles como antes lo eran.
Ahora la pregunta sería ¿Qué poderes te gustaría tener? Y es que después de haber terminado de ver la primera temporada de la serie “Héroes”, hasta uno como adulto hecha a volar la imaginación y piensa en lo bueno que sería tener cierta habilidad que nos hiciera especiales. De inicio me gusta esa habilidad del pequeño Micah que controla las máquinas y que puede llegar a cualquier cajero automático y obtener lo que quiere de ellos, pero como los héroes además de habilidades requieren de valores, descartamos esa opción y me inclino entre todos por aquel que lee la mente. Sería divertido supongo, caminar por el parque y no solo imaginar por las miradas lo que los otros están pensando sino comprobarlo…Cuántas personas con doble cara no conoceríamos, por ejemplo. También podría ser ese personaje que viaja a través del tiempo y el espacio, y que con un cerrar de ojos puede detener todo a su alrededor como si pusiera a los demás en pausa. Esto ayudaría mucho en momentos embarazosos en los que uno dice “trágame tierra! o para tomarnos unas buenas vacaciones sin gastar en pasajes de avión.
Pero al final lo que cuenta para ser un héroe es lo que uno es capaz de hacer por los otros, emplear esas habilidades en bien de los demás y por muchas cosas que alguno de los personajes pudiera ser capaz de hacer, nunca llegarían a ser héroes si no intentaran ayudar a alguien o salvar al mundo como hacia nuestros héroes de la infancia.
Los héroes han cambiado con los años pero finalmente siguen teniendo en común su misión de salvadores.

¿A ustedes que tipo de poderes o habilidades les gustaría tener?



Música : We can be Heroes - The Wallflowers
Nuevo Post en El Diario de Diego

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 1:16 p. m. 20 han enfocado su lupa

sábado, julio 07, 2007

Una Maravilla Mexicana



En México solemos decir que solo estamos en los primeros lugares de las cosas malas, pero hay sus excepciones y es que en medio de tanta belleza que tenemos en nuestro país hoy contamos con una maravilla del mundo: Chichen Itzá.
Esto me recuerda cuando estaba en el colegio y en clase aprendimos sobre las maravillas del mundo y me parecían sitios tan lejanos en espacio y tiempo que serían imposible visitar, pero hoy la historia ha cambiado y me siento orgullosa de que mi país hoy sea parte de las maravillas del mundo con una ciudad creada por quienes fueron nuestro origen y por un monumento tan espectacular que solo estando frente a él, uno comprende lo grandioso de nuestra historia y lo sabios que eran nuestros antepasados.
Para quienes nunca han visitado Chichen Itzá, puedo decirles que el gran castillo impone y en lo personal confieso que temo a las alturas pero un viaje hacia lo alto de este castillo no se lo puede perder nadie, ni siquiera el más temeroso. El gran castillo de Kukulkan da una fuerza extraordinaria que te hace subir escalón por escalón hasta llegar a la cima y poder contemplar lo majestuoso de esta ciudad maya. Una vez en lo alto es inevitable poder sentir esa energía y sentirse atraído por la magia y esplendor de todo lo que uno y lo que esto representa.
Nunca dudé que quedaría entre las maravillas del mundo moderno porque sabía que no solo contaría con el voto de los mexicanos sino también, con el de miles de extranjeros que han estado ahí y que han sabido contemplar la belleza de nuestra cultura e historia.
Felicidades Chichen Itzá...la más grandiosa!!
Nuevo post en El Diario de Diego

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 10:23 p. m. 15 han enfocado su lupa

martes, julio 03, 2007

Desintoxicación: ¿Cómo la llevo?



Me propuse desintoxicarme de cosas negativas, de ratos tristes y de esa idea del “ya no puedo más” pero cuesta mucho a veces. Mi cuerpo esta cansado, mi mente fastidiada y aturdida, hoy los huesos de mi mano izquierda me ha dolido mucho y podrá parecer tonto pero ni siquiera deseo que llegue el día de mi cumpleaños, y no por cumplir 35, la edad es lo que menos me agobia sino porque a diferencia de años atrás, siento que ha dejado de ser el gran día que solía ser antes.
Llevo semanas durmiendo cinco horas diarias y el resto del día me parece maratónico, 5 km de caminata para que el cuerpo se deshaga de las calorías que ha consumido, prepara esto, limpia lo otro, lava aquello, lidia, tolera, comprende, rinde cuentas, escucha, anhela, añora, comunica, ….y de nuevo las nueve de la noche y sentir que ni siquiera he podido sentarme, que ni siquiera he dejado de hacer y mucho menos dejado de pensar, cuestionándome cada segundo si realmente hago las cosas bien y si este fastidio, esta desmotivación no es mas que mi propia culpa. Lo cierto es que me siento muy cansada y habrá a quienes les parezca una queja diaria pero cada día lo estoy más y tambien yo ya me canse de escucharmelo decir. Este año el mes de julio llegó y me ha desconocido.



Foto: Missing you - Teresa Zafon
Música: Hoy am I doing - Anna Waronker

Etiquetas:

Escrito por Patricia a las 5:52 p. m. 13 han enfocado su lupa